Científicas en la sombra: Dorothy Crowfoot Hodking

Nació en El Cairo en 1910 y murió en Reino Unido en 1994. Fue una química británica que desarrolló la cristalografía de proteínas, por el cual obtuvo el Premio Nobel de Química en 1964.

A la edad de 18 años comenzó a estudiar Química en el Somerville College en Oxford. En 1932, Dorothy se graduó con honores de primera clase. Fue la tercera mujer en alcanzar esta distinción.

Cuando estaba realizando su doctorado se dió cuenta de que la cristalografía de rayos X era una técnica con un gran potencial que permitiría conocer la estructura de distintas proteínas. Junto con su supervisor doctoral realizaron el análisis de la pepsina, una enzima presente en el jugo gástrico que ayuda a la digestión de determinadas proteínas. 

 ¿Que es la cristalografía de rayos X?

Es una técnica experimental que se basa en la difracción de Rayos X cuando atraviesan un sólido en estado cristalino. El haz de rayos X emergente tras esta interacción contiene información sobre la posición y tipo de átomos encontrados en su camino. Los cristales, gracias a su estructura periódica, dispersan elásticamente los haces de rayos X en ciertas direcciones y los amplifican por interferencia constructiva, originando un patrón de difracción, así se puede sacar su estructura.

 Modelo moleular de la penicilina por Dorothy Crowfoot Hodgkin, c. 1945 . Wikipedia
Modelo moleular de la penicilina por Dorothy Crowfoot Hodgkin, c. 1945 . Wikipedia

Gracias a esta técnica, Crowfoot además del análisis de la pepsina consiguió muchas más moléculas; esteroides y una de las principales fue la insulina. Cuando comenzó a analizarla en 1934 la cristalografía de rayos X no se había desarrollado lo suficiente como para enfrentar la complejidad de la molécula de insulina. Ella y muchos otros pasaron muchos años mejorando la técnica. Moléculas más grandes y más complejas se estudiaron hasta que en 1969 (35 años más tarde) la estructura de la insulina finalmente fue descubierta. No obstante, su búsqueda no terminó ahí. Ella trabajó en conjunto con otros laboratorios activos en la investigación de la insulina, dio consejos y viajó por el mundo dando charlas sobre la insulina y su importancia para la diabetes.

Para finalizar el artículo os comento un dato curioso de Crowfoot. En la década de 1940, una de sus alumnas fue Margaret Roberts, quien más tarde sería la futura primera ministra Margaret Thatcher. Ella colocó un retrato de Crowfoot en la calle Downing Street en Londres, durante la década de 1980, aún cuando Crowfoot apoyaba al partido laborista y su marido además había militado en el partido comunista.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *